sábado, 10 de marzo de 2012

corrección

Por varios lados me afean la conducta. Meterme con G21. Lo que yo pueda decir en contra de g21 o es envidia o el enfado de un viejo cascarrabia al que no dejan entrar en la discoteca porque no lleva zapatos. Mejor que no lo hayan dejado entrar. Bailando es aún más ridículo. Y además ignorante. De la lista de autores sólo podría hablar con respetable conocimiento de tres. De los otros sólo leí lo que publican en la antología. Y de los tres, en más o menos medida ninguno me disgusta, sino al contrario. Y el proyecto de Anghel, salvo comicidades de atrevida ignorancia, es relevante en la historia presente de la literatura de estas islas. Y además Anghel es mi amigo. Quien daña a un amigo, se daña a sí mismo.
Fracasa quien no ha sabido transmitir lo que en realidad siente. Admito mi fracaso. Distorsiono la realidad y de las palabras sólo me llegan los sonidos. Lo demás es hablar en serio. 
 *
Ayer se colgaron los cuadros del CNR en El Oasis.
La próxima luna nueva, diosmediante, hablaremos y veremos películas del zoo punto cero...

1 comentario:

El Jugador dijo...

Yo estoy tan indignado como tú por no pertenecer a ese G21, señor Castellanos. Sólo que yo soy un joven cascarrabias que sí entra a las discotecas... y con zapatos. Amén.