miércoles, 21 de septiembre de 2011

Veo a Cristo en San Andrés esta noche. Él salvó el último capítulo de la novela de Charlín. El cuervo Ramón, por lo que leo, terminó preguntándose: "¿Quién soy yo?" La proxima vez acompañaremos el Aldea con los presocráticos, o con el oráculo de Delfos o el que consultaba Napoleón. Lo acompaño en la pregunta. Yo tampoco sé quién soy yo, ni me importa.
Lo que import es el dinero que llega a la cartera. Lo demás es metafísica.
--¿Nostalgia del pueblo? --dice Cristo.
--No sabes cuántas historias te has perdido --dice Jose, el barman de noche del Cstillo.
Seguro. Pero ahora estoy impregndo del barrio de la Maldad, y la csa con el aroma de Sibisse y Manuel, pérfume de poder. Hoy los despedí en el Sur.
--Cuida a esta muchachita.
--Pierde cuidado, Jesús.
Manuel, un paisano. Feliz de hberlo conocido. Con el telón de fondo de Benijo, Msca, etc.
En el Santa Sofía, aeropuerto del Sur, en el móvil una llamada perdida y un sms de Nal (Nuestro Amado Líder). Tengo que llamar a la notaría y dejar unos datos. Unas señas. "Pintor que pintas con amor... suelta los pinceles y coge el móvil". Lo que cogeré el sábado, o el martes si el sábado estoy apretado, es el cuadro "La plazoleta", el sitio al que ya no quiero volver, de donde echaron a Thor, a mí y a mi padre.
"La legítima se la deja un padre a un hijo cuando lo desprecia", dijo la guapa Viki, de la notaría.
"Y cuando es menos que la legítima, entonces ¿qué?".
Que respondan los presocráticos o el oráculo de Delfos o el de Napoleón.
Hoy me vi con Víctor a la altura del antiguo Frigo, donde mi madre partía el pescado con un machete que hoy está en mi poder. Ni mi padre ni mi madre me despreciaron. Mi madre me dejó algo que aún no sé lo que es. Mi padre su mejor reloj, la medida del tiempo. Me resta recuperar un libro de la picaresca española que tuvieron a bien birlarme, para no perder la costumbre.
Viejo Cuervo, nos vemos mañana. Nal, el sábado.
Vivo en el barrio de la Maldad.
Tengo dos hijas. Atteneri y Sibisse.

2 comentarios:

jose antonio manzano dijo...

Al menos se que estas bien , que no te trago un cuadro y recibes los SMS . No dejes de cumplir los tramites administrativos

Campanilla dijo...

No sólo está bien, sino que ha absorbido tanto perfume de poder, que hasta ha Santificado a la Reina Sofía...
Cuídate y sigue los consejos de José Antonio, no dejes para mañana lo que puedas hacer hoy.